martes, 26 de octubre de 2010

Del silencio que ha llegado


Ha llegado el silencio y no se va. La respiración de los dragones y los suspiros de todos los humanos se me han atascado entre los pulmones y la boca sin dejar pasar ni una sola letra en español. Inhalo una bruma que habita invisible el aire que me rodea. Fallo una y otra vez al pretender hablarte. Tus gestos desmedidos nadan en el espacio preguntando, voluptuosos, que ha pasado con las palabras y yo, en este mundo lento al que entré sin querer, con la lengua inmóvil y sin regalos para darte en forma de jerigonzas o acertijos, parpadeo con fuerza para que vengas aquí dentro, conmigo, sin intentar saber más de este silencio que ha llegado en forma de tarde.

Datos personales

Mi foto
Medellín, Antioquia, Colombia